Como hacer un buen naming

Para saber como hacer un buen naming de empresa es importante hacer uso de técnicas que fusionen el proceso creativo de investigación conceptual junto con el proceso estratégico de análisis del briefing

El naming suele ser la primera toma de contacto con el cliente, ya sea visual o fonéticamente. Por ese motivo, debe llamar la atención al cruzarse por nuestro camino a la vez que describir de forma breve y concisa cuál es la visión y misión de la marca, y todo esto en cuestión de segundos. Si fuéramos conscientes de la importancia perceptiva de esos primeros instantes en los que escuchamos o vemos una denominación, nos tomaríamos mucho más en serio ésta decisión.

naming-de-empresa.jpg

Para crear un naming de empresa que sea memorable y exitoso no sirve con dejar la elección al azar o casualidad, sino todo lo contrario. Las técnicas para crear nombres de marcas deben fusionar el proceso creativo de investigación conceptual junto con el proceso estratégico de análisis del briefing y de los datos recaudados.

Una vez entras en el proceso interno de creación de la denominación debemos definir qué caminos y rutas conceptuales explorar para dar con el nombre que busca nuestro cliente. Para ello va bién realizar mapas conceptuales con los que establecer territorios en los que adentrarnos para construir las denominaciones. 

Así que para hacer las cosas bien hechas es de vital importancia delegar el trabajo a gente experta en el sector, como son las agencias de naming. Ellos cuentan con la metodología necesaria para crear el nombre de empresa más adecuado a su público objetivo y posicionamiento.

Premisas clave en naming para empresas

Hoy en día existe de todo, así que ante tal saturación en el mercado de marcas es imprescindible para generar nombres de productos o servicios contar con un creador de nombres de empresa que te asegure una denominación fácil de recordar y que se distinga del resto.

A continuación enumeramos algunas de las cuestiones más influyentes usadas por la mayoría de empresas de naming para elegir un buen naming:

  • Representar la personalidad intentando hacer referencia a las características y valores de tu marca. Es muy difícil sintetizar toda esta carga de información en un solo término, por eso debemos realizar un proceso de conceptualización y análisis del entorno para finalmente ir descartando toda la información superflua y quedarnos únicamente con aquello esencial.
  • Pensar en sus audiencias, tanto en las internas, generalmente formada por los empleados de la empresa, y las externas, qué incluye principalmente clientes, distribuidores y líderes de opinión, y al ser posible contar al máximo con su opinión.
  • Memorable. El objetivo principal para un generador de nombres de empresa es que el naming en cuestión destaque y se identifique en el mapa de nombres de su sector. Por ello debe ser fácil de recordar y mencionar.
  • Libre de connotaciones negativas. Cada vez más debemos pensar en cómo hacer un buen naming para el mercado internacional. Es probable que en un principio no sepamos cuál será el recorrido de la marca, pero siempre cabe la posibilidad de crecer con el paso del tiempo, y aunque nos movemos en la incertidumbre del futuro debemos pensar el naming para que funcione en otras culturas e idiomas sin transmitir un mal significado.
  • Revisa y comprueba su iconicidad lo máximo posible. Se trata de la parte más aburrida y menos gratificante, ya que ahí es cuando la mayoría de propuestas desaparecen. Para ello no vale solo con buscar tu dominio web, lo cuál será casi imposible, hay que investigar con calma utilizando diversos buscadores sin que se te escape ni una. Seguidamente comprueba su viabilidad registral con abogados especializados, y si está libre, haz una última búsqueda sobre internet.

Cuando los candidatos hayan pasado todos estos filtros es muy probable que antes de presentarlo ya haya un caballo ganador, y así es como generalmente puedes notar que el cliente se enamora a primera vista del mejor candidato.

Quizá al iniciar el proceso de creación de la denominación es difícil darse cuenta de que lo que tienes delante es el nombre de marca más adecuado a tu proyecto, pero una vez lo dejas reposar y verás que no puedes olvidarlo.

Somos partidarios de pensar que el proceso de denominación es mucho más que fabricar nombres, el quid de la cuestión es tener el olfato adecuado para saber encontrarlos.

Descubre más sobre Naming

Si tienes preguntas o quieres proponernos un proyecto, contáctanos aquí.